lunes, 5 de julio de 2010

Nuria destapa otra olla de corrupción

Por roberto valenzuela
La directora ejecutiva de Fomento y Desarrollo de la Artesanía (Fedearte) tiene en la nómina de esa entidad a sus hijos, hermanos, cuñado y otros familiares, mientras los artesanos se quejan por la ausencia de ayuda.

Las anomalías quedaron evidenciadas durante un trabajo de investigación realizado por la periodista Nuria Piera para su programa de televisión.

De acuerdo a la investigación, a esa entidad hace un mes entregaron ocho millones de pesos, pero Octavia Medina no pudo explicar en la entrevista en qué ha invertido esos recursos, aunque se puso en evidencia que los fondos son utilizados en clientelismo y no para desarrollar o promover la artesanía criolla.

Medina dice que Fedearte se dedica a trabajar en la formación de los artesanos con talleres, préstamos y otras ayudas. Pero un representante de los artesanos, Julio César Reyes, dice que hasta ahora la funcionaria nunca ha tenido contacto con ellos.

“Nunca hemos visto ni una pequeña ayuda de esa señora, ni una aproximación. Yo tengo 30 años en la artesanía y no tenemos conocimiento de ningún taller de Octavia Medina”, dijo.

Medina tiene encargado de protocolo, encargada de eventos, relacionista público, director de prensa y hasta uno de mercadeo.

Su hijo Carlos Medina, alias Bambam, es el encargado de cómputos y la esposa de éste también trabaja en el lugar.

Su hermana Belkis Medina tiene en su cédula el oficio de “quehaceres domésticos”, pero funge como encargada de Recursos Humanos. Su hijastra, Maryelin Rodríguez Santurria, es asistente personal, y su cuñado es el chofer.

Nuria pidió a Medina que detallara la distribución de los ocho millones, pero ésta se negó diciendo que no estaba la encargada de Finanzas, Roxanna Fleming, nombrada por decreto presidencial.

En la cédula, Caminero aparece como de “quehaceres domésticos”. El hermano de Rosana Caminero, Daniel Fleming, cobra también en Fedearte. Llama a suspicacia que a los que reciben la migaja de la suma millonaria se les paga en efectivo y en sobres amarillos.


Duplicidad de funciones

En la investigación se estableció que en el país se continúa con la duplicidad de instituciones estatales que realizan las mismas funciones. En el año 1965 se creó el Centro Nacional de Artesanía, conocido como “Cenadarte” y cuando se creó la Secretaría de Cultura pasó a formar parte de este ministerio.

Dos años más tarde, con el mismo objetivo de coordinar las actividades artesanales, se creó la dirección de Fomento y Desarrollo de la Artesanía (Fodearte), una dependencia de la Secretaría de la Presidencia.

Fodearte, según la Oficina Nacional de Administración Pública (ONAP), no estaba funcionando hasta que el presidente Fernández por el decreto 243-09 el 20 de marzo de 2009 nombró a Medina, que tiene su oficina a dos cuadras del Palacio Nacional.

La reactivación de la entidad no fue espontánea del gobernante, sino que la propia Octavia Medina dice que fue ella quien llevó toda la documentación para motivar la activación de la entelequia. “Esto lo firmó el Presidente en el 2008, la constitución, cuando yo le llevé el expediente”, dice Medina.